RSS
"[...] un cineasta es como un vulgar mirón, un voyeour. Es como si la cámara fuera la cerradura del dormitorio de tus padres y tu los espías y te sientes asqueroso, te sientes culpable pero no puedes dejar de mirar [...]"

Up in the air



Up in the Air es el título de la fantástica película que hoy nos ocupa lugar. Dirigida por Jason Reitman y poseedora de un magnífico guión adaptado consecuencia del trabajo del mismo junto a Sheldon Turner nos narra la historia del solitario Ryan Bingham, un consumado agente empresarial que tiene una vida aparentemente despreocupada entre sus continuos viajes aéreos, una vida que lleva de forma interesada hasta darse de bruces con la realidad como resultado de una serie de nuevas relaciones y necesidades familiares.

Algunos podrían interpretar este personaje principal como un ente utópico o quizás surrealista, en cambio, si miramos más allá de aquello que parece transmitirnos podemos encontrar a un personaje que encarna aquellos anhelos y miedos que todos hemos sentido alguna vez a lo largo de nuestras vidas y que, como el propio nombre de la película indica, intenta tanto resguardar como obviar entre los cielos estadounidenses.

Así, se nos presenta una historia increíblemente dramática con toques humorísticos (dónde se homenajéa a la película "Amelie") que, a través de un telón en buena medida moralista, nos es transmitida entre la musicalidad de un guión que desde mi punto de vista podríamos clasificar de sobresaliente. Éste queda encarnado gratamente tanto por “El soltero de oro” (título que algunas veces se le ha atribuido a George Clooney y que me parece muy apropiado para este largometraje) como por el resto del elenco, que logra transmitir correctamente las diferentes sensaciones que se experimentan a lo largo de la película. Sin embargo, querría decir que a mi parecer este punto interpretativo, aunque digamos “bien expuesto”, no es el más fuerte del film.

Técnicamente podríamos empezar destacando la acertada presentación de los créditos iniciales, dónde una secuencia de escenas filmadas desde el cielo irán asaltando nuestra mirada satisfactoriamente y guiarán a lo largo de todo el film al espectador desde un punto de vista que bien podría ser el subjetivo del propio protagonista, retratando por tanto ya desde un inicio su “particular” modo de vida.

Sin embargo este no es el único punto resaltable del largometraje si no que es una de los pequeños detalles que enmarcan la narración de la historia, dónde también veo conveniente subrayar principalmente las primeras (aunque en el resto también podemos observar retazos de ésta técnica) secuencias de embarque, dónde se nos presenta un montaje de planos que destaca por la exposición sistemática del modo de vida de Ryan Bingham.

Por último dentro de este aspecto querría añadir el constante juego de cámara que tiene lugar durante todo el film, dónde hay una continua “lucha” (al estilo de un partido de tenis y que en cierta medida me recordó mucho a “Match Point” de Woody Allen) tanto verbal como visual, danzando la cámara de un primer plano a otro para así transmitir momentos tanto de tensión como de comprensión e insinuación.

Finalmente decir que desde mi punto de vista el aspecto más negativo del metraje es el toque moralista al que en parte nos tiene acostumbrados el director y que podemos observar en films como “Juno”, un toque que a un determinado grupo de espectadores puede llegar a irritar. Sin embargo, tampoco me gustaría desmerecer esta actitud, ya que aunque si que es cierto que podemos discernir este aspecto durante sus 109 minutos, hay que decir que Jason Reitman intenta enfocar tanto al personaje como al entorno para evitar transmitir una crítica unipersonal.




Puntuación: 8.5

5 comentarios:

Pabela dijo...

Para mí este film fue lo mejor que vengo viendo de este 2010, que se presenta lleno de expectativas. Me pareció que dentro de su sencillez y su excelente balance entre comedia y drama deja muchos temas para hilvanar. Muy buena tu crítica.

Kiryu dijo...

Totalmente de acuerdo con tu comentario Pabela, creo que esa es una de las "gracias" del film. Muchas gracias por el comentario(valga la redundancia):).

Un saludo!!

Ismael Cruceta dijo...

Hola Kiryu, ya sabes lo que opino sobre esta pelicula, jejeje. hay cosas en las que estoy de acuerdo contigo, no creas, por ejemplo la secuencia del embarque, la locuacidad del guión, pero aún así, y como te he contestado en mi blog, creo que es sensiblera, predecible y tópica, conmigo no ha conseguido empatizar, me esperaba más de Reitman ;)
Saludos!!

Kiryu dijo...

Gracias por el comentario Ismael, supongo que ahí está la magia del cine, en que una misma película pueda producir experiencias tan diversas como personas hay en la sala de cine.

Un saludo!

Dialoguista dijo...

Tanto se puede decir de esta peliiiiii, pero creo que todos coincidimos en que el guión es excelente. Muy bueno lo que resaltas de las escenas del aeropuerto, el montaje rápido de los pasos hasta subir al avión, rápidos y automatizados. Como ya sabes, coincido con vos (mi nota fue la mismaaaaaaa, jajajajjaja).
A mi no me molesto e aspecto moralista, justamente porque no es unipersonal.
Saludos!!!

Publicar un comentario

 
Copyright 2009 PopCorn & Films. All rights reserved.
Blogger Template by Blogger and Blogger Templates.
Bloggerized by Miss Dothy